Ahora que sabes que la “m” con la “a” se lee “ma”, seguro que te gustaría aprender a decir “mamá” y leer cuentos sobre ella. Esta es la sencilla comparación que les explico a mis alumnos cuando están a punto de terminar los estudios de Grado Elemental en el conservatorio, ya sean alumnos de lenguaje musical o de piano. Lo interesante es aplicar todo lo que han aprendido hasta ahora (intervalos, armaduras, tonalidades, ritmos sencillos, compases de subdivisión binaria y ternaria, etc.) a la práctica con las canciones que más te gustan (¡tanto clásicas como actuales!), juegos y fichas personalizadas.

El único conservatorio de Grado Medio en el Baixo Miño es el de Tui, y muchos alumnos quieren seguir aprendiendo música libremente, sin necesidad de desplazarse hasta dicha ciudad, a su ritmo y sin exámenes. Por eso alumnas como Noa deciden continuar aprendiendo música en Musiqueando con María; ella, por ejemplo, ha cambiado este mes las clases de lenguaje musical por las de piano, aunque hemos llegado al acuerdo de dedicarle unos minutos de alguna clase a teoría, solfeo, etc. para seguir avanzando en todas materias.

Noa en clase de lenguaje musical (Abril)

Noa en clase de lenguaje musical (Abril)

Su primera clase de piano, esta semana

Su primera clase de piano, esta semana

Animo tanto a los que estáis estudiando Grado Elemental como a los que lo habéis finalizado y a los adultos que tenéis esa espinita clavada (nunca es tarde para empezar) a pedir información sin compromiso en el teléfono  617174493 y apuntaros a mis clases.

En el siguiente enlace podéis ver un resumen de mi metodología de trabajo: Clases de música a partir de los 4 años (aficionados y refuerzo de conservatorio).

A %d blogueros les gusta esto: