He de reconocer que el pequeño pirata me ha alegrado el día de hoy: además de haber llevado la clase perfectamente como único alumno (hoy faltó Laura y una hora es bastante tiempo teniendo en cuenta que cumplió 5 años hace escasas semanas), me he llevado una grata sorpresa al ver cómo, después de atender a una pequeña explicación sobre la distribución de las líneas melódicas en la partitura, interpretaba esta pequeña pieza ya la segunda vez así de bien y mostrándose muy seguro de sí mismo. A más de una se nos pusieron los pelos de punta cuando, al final de la clase, le pedí que demostrara lo bien que lo sabía hacer. Prometo colgar más grabaciones de los peques tocando el piano; sin duda, da gusto verlos y escucharlos.

Además de tocar el piano, y repasar las notas en el pentagrama, tocándolas en el carrillón, hemos hecho dos fichas basadas en cuentos, pintando y pegando figuras musicales, como en esta:

Ficha de redondas y blancas

Ficha de redondas y blancas

A %d blogueros les gusta esto: