Una de las nuevas incorporaciones de este curso a Musiqueando con María es Nayara, una niña de 6 años, muy despierta y alegre. Si algo destaco de ella es su interés por aprender y la buena comunicación y entendimiento que hay entre nosotras, aspecto que facilita enormemente su progresión musical. Precisamente la foto que os muestro a continuación fue fruto de una de sus inquietudes: “¿para qué sirven los pedales?”. Como buena gallega le respondí con otra pregunta: “¿alguna vez has visto un piano por dentro?”. Ante su negativa no dudé ni un segundo en mostrarle el funcionamiento básico de un piano. Su cara de asombro me llenó de felicidad; ¡le encantó!

Nayara descubriendo el funcionamiento de un piano

Tras apenas dos meses tocando el piano muestra una templanza y una concentración dignas de admirar en una niña de su edad. Prueba de ello es la precisión y la calma con la que coloca las manos. Poco a poco irá aprendiendo y asimilando los diferentes ritmos, la altura del sonido, etc. Estoy convencida de que esta experiencia va a ser muy positiva tanto para ella como para mí.

A %d blogueros les gusta esto: