Los instrumentos musicales de cuerda son todos aquellos que se encargan de producir sonido por medio de la vibración de sus cuerdas.

Ondas de una cuerda

Este tipo de instrumentos conforman un grupo enorme, probablemente son el más grande dentro de todos los grupos de instrumentos que existen en la actualidad, y precisamente la clasificación de estos se basa en la manera particular en la que la cuerda produce el sonido.

Si bien la música es un arte, es innegable que detrás de ella hay muchísima ciencia, y es por eso que gran parte de la música encuentra sus raíces entrelazadas estrechamente en cuestiones de la física, especialmente si consideramos que en los instrumentos de cuerda es bastante importante tener en cuenta la tensión como una propiedad esencial de toda cuerda. 

Características físicas de las cuerdas:

  • Cuanto mayor sea la longitud de una cuerda más grave es su sonido.
  • Las cuerdas más gruesas producen un sonido más grave..
  • Un sonido será más agudo cuando más tensemos una cuerda..

Las propiedades físicas de los instrumentos de cuerda se fundan en mecanismos bastante básicos, los cuales se centran en la onda transversal que se propaga a través de la cuerda. La resonancia es lo que le da el sonido particular a cada uno y lo que permite la existencia de una gama gigantesca de instrumentos de cuerda.

Distintos tipos de instrumentos de cuerda

Hay distintos tipos de instrumentos de cuerda, como ya hemos mencionado con anterioridad, y todo esto se basa en la manera en la que se mueve la cuerda para poder producir el sonido. Musiqueando con María os ofrece, a continuación, una pequeña clasificación con vídeos demostrativos.

Por una parte, encontraremos a los instrumentos de cuerda frotada, que son aquellos que realizan la vibración al ser frotados con un arco dispuesto por una varilla flexible y ligeramente curva, pero en ocasiones lo que realmente se hace es una suerte de pellizcada dando un sonido particular.

Diferencia entre un violín y una viola

 

Por otro lado, conseguimos a los instrumentos de cuerda percutida, que son aquellos en los que las cuerdas necesitan ser golpeadas para poder sonar. El más conocido de todos estos instrumentos es el piano, pero a decir verdad existen muchos otros.

¡Destripamos un piano!

 

En última instancia apreciamos a los instrumentos pulsados, que son en los que el contacto con la cuerda es directo con la cuerda y la vibración se produce en el momento en el que la misma es pulsada con la tensión que se decide.

Vibración de las cuerdas a cámara lenta
Instrumentos de cuerda pulsada

 

En el caso de los instrumentos de cuerda frotada y los instrumentos de cuerda pulsada, se establece otra diferenciación respecto de si los mismos cuentan o no con trastes, es decir, si cuentan con una separación demarcada en el diapasón que permita separar notas musicales de manera escalonada y aquellos que no cuentan con tal demarcación y en los que las notas se suceden en forma de rampa.

Así vibran las cuerdas frotadas con un arco
Espero que esta publicación os haya gustado y que, a partir de ahora, veáis los instrumentos de cuerda con otros ojos y… ¡con otros oídos!

 

A %d blogueros les gusta esto: